Saltar al contenido
Mascotas y más: La mascotapedia definitiva | mascotasymas.net

GATOS

Gatos
Gatos

Gatos



El gato es un mamífero carnívoro conocido científicamente como Felis silvestris catus. Lleva conviviendo con nosotros des de hace 10.000 años aproximadamente. Se cree que este acercamiento se produjo al ser atraídos por las plagas que convivían entre los humanos en sus asentamientos primitivos.


🐈Características de los gatos

Los gatos tienen una fisionomía parecida a la de los demás felinos pero con un tamaño menor y con una mayor flexibilidad.

Pesan entre 2.5 y 4 quilos de media, pudiendo pesar más en función de la raza y la alimentación.

Estos animales tienen colmillos afilados y una lengua áspera que les sirve para despegar la piel y la carne de los huesos de sus presas. A diferencia de los perros, pueden distinguir el azul, el verde y el rojo, y además tienen una visión nocturna mucho mayor que la nuestra. Tienen, también, un oído más agudo que el nuestro pudiendo llegar a percibir sonidos que nosotros no podemos oír.

Los gatos son muy sociables y en estado salvaje conviven en colonias, estableciendo en ellas una jerarquía. Los gatos domesticados ven al ser humano como a un sustituto de su madre, alargando así el comportamiento de un cachorro aun siendo adultos (un ejemplo sería la dependencia para la alimentación ya que, al no aprender a cazar, dependerán toda la vida del humano para alimentarse).

Pueden establecer lazos fuertes con sus amos o compañeros animales si han convivido des de cachorros.



¿Cuántos años viven los gatos?

La esperanza de vida de un gato callejero es de 3 a 6 años mientras que, un gato que tiene un hogar, puede vivir más de 12 años, pudiendo llegar a vivir más de 15 años si tiene una buena calidad de vida.

Gato


Razas de gatos

Existen muchas razas distintas de gatos, aunque unas son más conocidas y populares que otras. Cada gato es un mundo, pero sí que es cierto que cada raza tiende a una personalidad u otra. Algunas de estas razas destacan por ser muy cariñosas y afables, por lo que con estas razas no podemos fallar si buscamos una mascota mimosa.

Gato americano de pelo corto

El gato Americano de pelo corto o American shorthair es una raza de gato con origen en Estados Unidos, aunque se cree que en realidad proviene de Inglaterra pero que no fue hasta su llegada a América que fue considerado para realizar trabajos de caza.

El gato Americano es una de las razas de gato más resistentes y saludables. Aunque existe en muchos colores, el más habitual es el color plateado con moteado oscuro. Es un animal afectuoso, alegre y juguetón sin cansar. Estos animales destacan por su lealtad hacia sus dueños así como por su paciencia, lo cual los hace ideales para niños. También se adaptan bien a convivir con otras mascotas.

LEER MÁS

Gato americano de pelo corto

Características gato americano de pelo corto

Gato persa

El gato persa es una raza de gato que se caracteriza por tener una cara achatada (plana y ancha) y con un pelaje abundante. Esta raza de gato es de un tamaño medio a grande, tiene la cabeza redondeada con las mejillas prominentes. Tiene además unas patas pequeñas y gruesas.

Podemos encontrar gatos persas de distintos colores. Algunos tienen un solo color sólido mientras que otros tienen zonas de tonos más claros o más oscuros. Existen también gatos persas bicolores o con franjas. Esta raza de gato tiende a mudar el pelo en temporadas por lo que es muy importante cepillarlo cada 2 o 3 días. Exige mucho cuidado por parte de los dueños.

Se trata de un gato familiar y faldero, que se lleva bien con los niños. Son gatos tranquilos que les gusta mucho descansar, además de presumidos.

El gato persa tiende a desarrollar una enfermedad llamada enfermedad renal poliquística (PKD) que afecta a los riñones, por lo que es muy importante realizar visitas regulares al veterinario para realizar un diagnóstico precoz.

LEER MÁS

Gato persa

Características gato persa

Gato siamés

El gato siamés es una raza de gato proveniente de Tailandia. Es un gato de cuerpo redondo y cabeza con mejillas llenas y redondeadas. Tiene unos ojos azules alargados y su pelaje es corto, fino y apretado al cuerpo. Esta raza se caracteriza por la coloración del pelaje: una coloración más oscura en cara, orejas, cola y extremidades, mientras que el resto del cuerpo es claro.

El gato siamés, aunque es leal a sus dueños, es la raza de gato más independiente. Aun así, es un gato muy afectuoso y curioso. Algunos gatos siameses son muy sociables mientras que otros son mas asustadizos correrán a esconderse al recibir visitas en casa. Es una raza de gato muy enérgica y musculada, por lo que, generalmente, siempre estará corriendo y saltando por casa. Es un gato alegre y muy cariñoso.

LEER MÁS

Gato siamés

Características gato siamés

Gato abisinio

El gato abisinio es una raza de gato originaria de Egipto. Esta raza de gato destaca por su gran elegancia en sus movimientos, además, los gatos abisinios conservan su carácter de cachorros aun siendo adultos (nunca pierde el carácter juguetón). El inconveniente de este rasgo es que son bastante destructivos con cortinas y muebles, por lo que será necesario un mínimo adiestramiento si queremos conservar nuestro mobiliario en buen estado.

Los gatos abisinios son curiosos y muy activos, por lo que nos exigirá atención y cariño constantes. Son excelentes trepadores y su cuerpo es musculoso, por lo que necesitan hacer ejercicio. Por ese motivo, debe tener libertad para moverse por casa y si puede salir al jardín o a la terraza mejor. Eso sí, no debemos dejar que salga a la calle pues estos gatos son muy asustadizos y podría perderse fácilmente.

LEER MÁS

Gato abisinio

Características gato abisinio

Gato Ragdoll

El gato Ragdoll es una raza de gato de tamaño grande que se originó en California hace unos 60 años. Esta raza es característica por ser gatos muy dóciles y reciben su nombre, Ragdoll (muñeca de trapo), por quedarse totalmente inertes cuando los coges, se relajan tanto que parece que estemos cogiendo a un peluche. No son gatos muy juguetones, sino que son muy tranquilos y dormilones, además de muy inteligentes. Otra característica de esta raza de gato es que tiene una voz muy débil y raramente maúlla.

Los gatos Ragdoll tienen tendencia a padecer obesidad porque les encanta comer y no hacen ejercicio. Además, debido a que es una raza fruto de diversos cruzamientos selectivos, estos gatos no tienen instinto de caza ni de defensa, por lo que no reaccionan al peligro. Es por eso que estos gatos deben estar siempre en interiores ya que al ser tan dóciles no podrían defenderse en el exterior, son totalmente caseros y dependientes.

Esta raza de gato tiene una esperanza de vida de unos 10 años, bastante menos que el gato común, esto se debe a la poca variedad genética que tiene esta raza.

Gato Ragdoll

Características gato Ragdoll

Gato Maine Coon

El gato Maine Coon es una raza de gato de gran tamaño originaria de Maine, Estados Unidos. Estos gatos son muy amorosos, dóciles, juguetones y perezosos, aunque muy ágiles. Tienen una gran habilidad natural para atrapar presas por lo que son muy utilizados para cazar ratones. Esta raza de gatos es de exteriores y les gusta estar con los de su misma especie. Son muy comunicativos y maúllan con frecuencia y variedad de tonalidades. Estos gatos, además, son impermeables por lo que no solo no les molesta el agua sino que les gusta jugar con ella.

Gato Maine Coon

Características gato Maine Coon

Gato British shorthair

El gato pelicorto inglés o British shorthair es una raza de gato muy adaptado al clima británico, tienen el pelaje impermeable y doble, el cual es de color gris. Tienen una cara mofletuda, cuerpo rechoncho y un pelaje muy suave y tupido. Es un gato mimoso al que le encantan las caricias y las atenciones, es muy dependiente de sus dueños. Son gatos tranquilos pero les gusta jugar y corretear, se llevan bien con los niños y con otros animales.

Gato British Shorthair

Características gato British Shorthair

Gato Chantilly o Tiffany

El gato Chantilly, también llamado como Tiffany o Foreign longhair, es un raza de gato poco conocida. Es un gato activo pero sin ser excesivo, un poco juguetón, cariñoso, curioso y muy dócil. El gato Chantilly se lleva bien con los niños, pero es indiferente con los desconocidos. Aunque son muy mimosos, estos gatos suelen mostrar preferencia por un miembro concreto de la familia. Es un gato de interior que necesita atención constante de sus dueños, pues la soledad no les sienta bien. Son muy maulladores y ronronean con frecuencia, además de emitir un sonido similar al canto de un ave.

Gato Chantily

Características gato Tiffany

Gato Birmano

El gato Birmano o Sagrado de Birmania es una raza de gato que es mezcla de siamés y persa. Son gatos muy dóciles y les encanta dormir. El gato Birmano es conocido por ser como un perro, pues son amables y extrovertidos y suelen venir cuando se los llama y dan la bienvenida en la puerta igual que haría un perro. Son gatos sociables, cariñosos, tranquilos, juguetones, fieles e inteligentes. Su aspecto físico destaca por tener ojos azules, un pelaje claro con zonas oscuras y las patas de color blanco como si llevara guantes. Su pelaje requiere muchos cuidados.

Gato birmano

Características gato Birmano

Gato Manx

El gato Manx es una raza de gato originaria de la isla de Man, en Gran Bretaña. Esta raza de gato se distingue por no tener cola o tener solo un “muñón” de cola. Son gatos de ambientes tranquilos, que puede estar en un ambiente doméstico pero que si crece en exteriores aflorará su instinto cazador. Estos gatos buscan siempre la atención de sus dueños y son cariñosos e inteligentes. Existe una gran mortalidad en los cachorros de gato Manx debido a los problemas que tienen con el desarrollo de la columna vertebral.

Gato Manx

Características gato Manx

Gato Chinchilla

El gato Chinchilla es un gato originario de Irán muy difícil de conseguir hoy en día. Estos gatos tienen un cuerpo musculoso con patas gruesas y pequeñas. Tienen una cabeza grande y más bien redondeada con unos ojos grandes y redondos que les da un aspecto infantil. La principal característica de los gatos Chinchilla es su pelaje espeso y largo el cual puede ser de una gran variedad de colores. Estos gatos, además, tienen una cola corta con mucho pelo. El gato Chinchilla es un gato tranquilo y cariñoso, perfecto para gente mayor pues es muy casero. No es un gato juguetón sino pasivo y suelen pasar muchas horas tumbados en el sofá. Su pelaje requiere cuidados diarios para mantenerlo en buen estado. La salud de esta raza de gato es un poco delicada pues suelen tener problemas de estómago y de huesos, así como alopecia.

Gato chinchilla

Características gato Chinchilla

Gato Sphynx

El gato Sphynx o gato esfinge es una raza de gato que destaca por no tener pelaje, son gatos delgados y esbeltos. Aunque parece que no tienen nada de pelo, en realidad tienen una capa de vello muy fino y corto, que apenas es perceptible. Debido a esta falta de pelaje, son gatos que prefieren los climas cálidos, pues son más sensibles a los cambios de temperatura.

Los gatos sin pelo han aparecido a lo largo del tiempo de forma natural, debido a mutaciones genéticas. Esta mutación genética empezó en Canadá en los años 60 de mano de criadores de gatos que decidieron mantener estas características para conformar una raza.

El gato Sphynx, además, destacan por tener unas orejas muy grandes, más que en el resto de razas. Éstas son anchas en la base y abiertas, ubicadas en posición alta, laterales pero orientadas hacia arriba.

El carácter del gato Sphynx es dulce y amigable. Son gatos pacíficos y curiosos, además de muy inteligentes. Por ese motivo, son gatos fáciles de entrenar que aprenden su nombre rápidamente. Son también muy hábiles abriendo puertas. Esta raza de gatos prefiere la tranquilidad, aunque en época de celo los machos experimentan cambios en el comportamiento, como marcaje y vocalizaciones fuertes.

Gato Sphynx

Características gato Sphynx

Gato Angora turco

El Angora turco es una raza de gato originaria de Turquía y es una de las razas más antiguas conocidas, la primera en tener el pelo largo. En la antigua Ankara, los ejemplares de color blanco con ojos de distinto color eran conocidos como “Ankara kedi” y eran muy apreciados, pues representaban la pureza.

El gato Angora turco es un gato inteligente, curioso, activo y maullador. Les gusta vivir con una o dos personas, pues respetan la tranquilidad. Son gatos muy devotos y fieles, por lo que te seguirán a todas partes. A estos gatos les gusta ser el centro de atención y son muy mimosos, aunque no les gusta que los cojan durante mucho rato.

Gato Angora turco

Características gato Angora turco

Gato Himalayo

El gato Himalayo es una raza de gato persa que tiene la coloración del pelaje como la de un siamés. Tiene los mismos rasgos que un gato persa, su pelo es largo y muy suave, y requiere muchos cuidados. La coloración, como en los gatos siameses, es de tonos marrón, azul y chocolate.

Son gatos de tamaño medio y con cuerpo compacto y robusto. Tienen una cabeza redonda y las orejas pequeñas y separadas. En ellos destacan sus ojos, que son de color azul. Tienen también una cara aplanada y la nariz chata.

En cuanto al carácter, el gato Himalayo es simpático, observador e inteligente; tiene mucha facilidad para aprender. En general, se trata de un gato obediente, que busca siempre el cariño de sus adoptantes. Es un gato leal a sus dueños que aprecia la vida tranquila, aunque de vez en cuando le gusta ejercitarse. No es especialmente maullador en comparación con otras razas.

Gato Himalayo

Características gato Himalayo

Gato Azul ruso

El gato azul ruso es una raza de gato de tamaño medio originario de Rusia, que destaca por tener un pelaje corto y plateado-azulado, muy espeso y sedoso. El efecto plateado de su pelo es debido a que tiene las puntas de los pelos despigmentadas, creando reflejos plateados. Tienen los ojos grandes y almendrados, de color verde intenso.

Los gatos azul rusos son gatos tranquilos y cariñosos, aunque bastante reservados con los desconocidos. Desarrollan fuertes vínculos con sus dueños, y ese vínculo suele estrecharse más con un miembro en concreto de la familia. Son gatos tolerantes con los niños pero debemos enseñar a los niños a no molestarles. Necesita afecto constante y que juguemos con él, no le gusta estar solo. Son, además, gatos inteligentes que aprenden rápido su nombre y a utilizar objetos como el rascador y el arenero.

El azul ruso es una raza de gato muy saludable, conocido por ser inteligente y afectuoso.

Tipos de gato azul ruso

Existen diferentes tipos de gato azul ruso, 3 europeos y 1 americano.

  • Gato azul ruso inglés: El tipo inglés es un gato con la cabeza más redonda y el cuerpo más corpulento. Tiene un pelaje más bien oscuro. La base de las orejas es más ancha.
  • Gato azul ruso continental: El tipo continental es más pequeño y más estilizado que el inglés. Tiene unas patas largas y delgadas y el pelaje más claro y plateado. Este es el tipo más habitual en España.
  • Gato azul ruso escandinavo: El tipo escandinavo es de complexión fuerte pero elegante. Tiene un pelaje muy azulado y en algunos casos un poco más largo. Sus ojos son más almendrados y de color verde esmeralda profundo.
  • Gato azul ruso americano: El gato azul ruso americano es un gato muy estilizado y delgado. Tiene la cabeza angulosa y los ojos grandes, casi redondos y de un color verde pálido. Su pelaje es de un tono azul claro.

Gato Azul ruso

Características gato Azul ruso

Ver más fotos de gatos

Comportamiento de los gatos

Los gatos son animales únicos que tienen su propio lenguaje corporal. Existen muchas formas de saber cómo se siente nuestro gato. Para ello, es importante que aprendamos sobre el comportamiento felino para llegar a comprenderle y hacer que se sienta más seguro y feliz.

  • Ronroneo: el ronroneo de un gato es una especie de zumbido que emite para expresar sus emociones. Generalmente, un gato ronronea cuando siente placer al estar en nuestro regazo o cuando lo acariciamos. También puede ser una muestra de agradecimiento y confianza hacia su cuidador. No obstante, un gato también puede ronronear cuando no se encuentra bien y nos pide ayuda o después de una situación tensa como cuando se le ha reñido o cuando quiere evitar una pelea.
  • Frotarse contra algo: los gatos tienen unas glándulas al lado de las mejillas y en la base de la cola que libera feromonas. Cuando un gato se frota contra un objeto o contra nuestras piernas para marcar y reclamar su posesión.
  • Rascar: los gatos tienen la necesidad de rascar con sus uñas para afilarlas y también para marcar el territorio dejando pequeñas marcas visuales y rastros de feromonas.
  • Amasar: los gatos cuando están tranquilos presionan y tiran con sus patitas delanteras, alternando ambas patas como si estuvieran amasando. Este comportamiento suelen hacerlo los gatitos cuando son pequeños para estimular las glándulas mamarias de su madre para que produzcan más leche. Cuando el gatito es destetado ya no necesita hacerlo, pero siguen haciéndolo de forma instintiva, pues con este gesto liberan endorfinas.
  • Jadear: el jadeo es un comportamiento poco común en los gatos y suelen hacerlo cuando están estresados o sienten ansiedad, miedo o celo. Si el jadeo es excesivo puede ser síntoma de algo más grave como un bloqueo nasal, intoxicación, un traumatismo craneal o parásitos en el corazón, por lo que debe ser tratado con urgencia.

Cuidados de un gato

Aunque es conocida la faceta independiente de los gatos, éstos necesitan afecto y cuidados específicos para mantenerse saludables y felices.

¿Qué necesita un gato?

Además de amor incondicional y muchos mimos, nuestro gato necesitará un seguido de elementos imprescindibles para que tenga una buena calidad de vida y asegurar su bienestar.


Rascador

Cuidar las uñas de nuestro gato es esencial para su salud y deberemos proporcionarle uno o más rascadores para que pueda rascar y afilarse las uñas. De esta forma, él estará sano y tus muebles estarán a salvo.

Debemos ser conscientes de que rascar los muebles y alfombras también les sirve para marcar su territorio, lo cual se trata de un comportamiento innato. En lugar de intentar evitarlo, es aconsejable animarlo a utilizar los rascadores.

Arenero

Una de los objetos básicos que debemos proporcionarle a nuestro gato es un arenero o bandeja de arena para que haga sus necesidades. Es muy importante elegir bien el lugar donde lo colocaremos, pues debe ser un sitio tranquilo, limpio y alejado del comedero. Existen distintos tipos de arenero y deberemos elegir el más adecuado para él: debe ser lo suficientemente grande como para que pueda darse la vuelta en él, casi el doble de su longitud. Si tienes más de un piso en tu casa, deberás colocar un arenero en cada piso y, si tienes más de un gato, debes poner una caja por cada uno más una extra.



Dentro del arenero debemos poner arena especial para gatos que sea absorbente. Existen muchas marcas y variedades de arena para gato en el mercado pero hay que recordar que cada gato es único y deberemos respetar sus preferencias. Cambiar la ubicación de la caja o el tipo de arena puede alterar a nuestro gato y es posible que acabe haciendo un desastre.

Debemos mantener la caja de arena limpia eliminando los residuos lo antes posible y cambiando la arena por completo de forma regular.

Cama

Proporcionarle a nuestro gato un lugar de descanso es una de las cosas imprescindibles que necesita. Debemos elegir una cama teniendo en cuenta el tamaño que tendrá el gato al crecer, debe ser lo suficientemente grande como para que pueda girar y moverse cómodamente. También podemos usar a modo de cama un cojín o cesta con una funda que se pueda quitar para lavar.

Colocaremos la cama en un rincón cálido y tranquilo, fijándonos en que sea un sitio desde donde pueda observar varios ambientes (a los gatos les gusta mucho vigilar para sentirse seguros). Con el tiempo irás conociendo sus preferencias para dormir (quizá prefiera dormir a lado de una ventana o de un radiador), es bueno que nos adaptemos a ellas y hagamos los cambios necesarios.

Como complemento, podemos colocar en otro lugar un nido (algunos rascadores vienen con uno o más nidos) para que tenga un sitio donde esconderse cuando no quiera molestado o tenga miedo.

Juguetes

Existe una gran variedad de juguetes para gatos, desde pequeños ratones de juguete hasta plumeros y cañas. Es bueno que nuestro gato tenga diferentes juguetes para su diversión pero también para estimular su inteligencia y satisfacer sus instintos cazadores. Una buena idea es ir rotando los juguetes para que no se aburra de ellos.

Existen también juguetes con catnip, una hierba que provoca un efecto estimulante en algunos gatos, para que el juguete les resulte más atractivo.



Utilizar juguetes dispensadores de comida también es un buen estimulante para ellos, además, de esta forma aprovechamos para que adelgacen y estén en forma.

Algo que debemos tener presente es que nunca debemos jugar con nuestro gato con nuestras manos directamente, el gato debe aprender que nuestras manos son para acariciar, no para jugar. Si les acostumbramos desde pequeños a jugar con pequeños mordisquitos y arañazos a nuestras manos, cuando crezcan verán el arañarnos y mordernos como un juego, algo que podría convertirse en un verdadero problema.

A los gatos les encanta trepar y observar desde las alturas por lo que es bueno habilitar una gran variedad de espacios altos para él como estanterías, perchas, camas colgantes, rascadores altos, etc.

Trasportín

El trasportín es un elemento muy importante cuando tenemos un gato, pues lo necesitaremos cuando tengamos que salir de casa con él, por ejemplo, para ir al veterinario. Los gatos son animales nerviosos y asustadizos por lo que cualquier ruido fuerte o situación estresante que surja mientras lo trasladamos puede hacer que de un salto salga corriendo y se pierda, con pocas posibilidades de volver a encontrarle.

El trasportín ideal debe ser rígido y bien ventilado, que se pueda abrir por arriba o se pueda desmontar con facilidad para ayudar a manejar al gato sin estresarle.

Alimentación para gatos

Los gatos son animales carnívoros por naturaleza así que para cuidar su salud debemos ofrecerle una dieta que le aporte los nutrientes que necesita, principalmente proteínas, grasas de origen animal y taurina.

Existen diferentes tipos de alimentación que podemos darle a nuestro felino, ésta debe adaptarse tanto a su edad como a sus condiciones de salud. Es decir, no debemos alimentar a un cachorro de la misma forma que haríamos con un gato adulto, ni un gato sedentario de un gato más activo, ni un gato esterilizado de un gato anciano.be



Para saber exactamente cómo alimentar un gato según diferentes condiciones puedes consultar nuestra página sobre ¿Cómo alimentar a un gato?

Pienso para gatos

Comida casera para gatos

Es muy complicado basar la dieta de nuestro gato en comida totalmente casera, pues deberemos tener un conocimiento amplio sobre las propiedades nutricionales de los alimentos y que la dieta esté supervisada por un especialista. No obstante, usar comida casera como complemento a la dieta sí es una buena idea.

¿Qué puedo darle a mi gato?




Existen diferentes alimentos de consumo humano que son aptos como complemento o premio para gatos.

  • Jamón cocido
  • Pavo
  • Carne cocida o asada (sin huesos)
  • Pescado cocido o asado (sin espinas)
  • Un poco de arroz
  • Hígado de pollo cocido

Jamón cocido
Aunque es una tentación, es recomendable abstenerse de ofrecerle las sobras de nuestra comida, pues ésta es posible que no contenga los nutrientes que necesita y que, además, contenga elementos y grasas poco saludables para él.

Comida preparada para gatos

Lo más aconsejable es elegir un alimento preparado adecuado para él, pues tendrá los nutrientes adecuados. Existen en el mercado una gran variedad de productos destinados a la alimentación de los gatos y cada uno será específico para casos concretos: bebés, para controlar las bolas de pelo, para controlar el peso, para gatos esterilizados, para gatos con problemas renales, etc. Deberemos elegir el que sea más adecuado para nuestro gato siguiendo el consejo de nuestro veterinario.

Existen tres tipos de alimento para gatos:


Comida seca

La comida seca, es decir, el pienso para gatos, es la más habitual y suele ser también la más completa. No obstante, al no contener agua es especialmente importante que nos aseguremos de que bebe agua a lo largo del día. Un gran beneficio de la comida seca es que facilita la eliminación del sarro dental gracias a su textura crujiente, lo cual puede prevenir problemas de encías y de dientes.

Comida húmeda

La comida húmeda es la comida para gatos que viene en sobres y latas. Ésta tiene una textura gelatinosa y ser muy gustosa y existen un sinfín de variedades. Aunque a los gatos les suele encantar, hay mucha gente que prefiere no basar su dieta en este tipo de comida porque causa que las heces y el aliento del gato tengan un olor más fuerte. Podemos usar la comida enlatada o sobres como premio para el gato.

Debemos tener en cuenta que los gatos son muy exigentes con la comida por lo que debemos ofrecerle la comida en buenas condiciones y a temperatura ambiente o de lo contrario puede rechazarla. Es importante que sepamos que los gatos no comen lo que es más sano para ellos sino lo que más les gusta, por lo que deberemos controlar lo que come y en qué cantidad.

Para saber más acerca de la alimentación de un gato puedes consultar nuestra página sobre ¿Cómo alimentar a un gato?

Alimentación gato

Bebedero

Tanto si alimentas a tu gato con comida seca, con comida húmeda o con ambas, es imprescindible que tenga agua limpia y fresca siempre disponible, a poder ser en un recipiente grande de acero inoxidable pues es más fácil de limpiar. Debemos colocar el bebedero separado del comedero para evitar que caigan trozos de comida al agua y éste se ensucie rápidamente. En caso de tener más de un gato en casa es recomendable poner más de un bebedero separados.



Comedero

El comedero debe estar hecho de un material fácil de limpiar, como porcelana, y debemos mantenerlo siempre limpio y libre de restos de comida, especialmente de comida húmeda. Además, es muy importante colocar el comedero lejos del arenero y alejado del agua para evitar que ésta se ensucie con la comida. En caso de tener más de un gato es bueno colocar varios puntos de comida en distintos lugares, para que puedan usarlos sin molestarse entre ellos.

Higiene

Los gatos son animales ampliamente conocidos por ser muy limpios y es una fama bien ganada. Sin embargo, debemos ayudarles en su aseo con una serie de aspectos básicos que debemos proporcionarles para cuidar su salud.

Gatito

Cuidado de las uñas

En el caso de gatos de interior, podemos optar por cortarle las uñas de forma regular. Debemos tener en cuenta que se trata de algo muy delicado, por lo que si no estamos seguros de hacerlo bien podemos acudir a nuestro veterinario para que se las corte.

Para cortar las uñas de nuestro gato, debemos coger su patita y apretar ligeramente cada almohadilla de sus dedos para que salga la uña. Debemos recortar con un cortauñas para gatos solamente la punta transparente, nunca debemos cortar la parte rosada, pues contiene vasos sanguíneos y nervios y podríamos hacerle daño y provocarle una hemorragia.

Vídeo sobre cómo cortar las uñas de un gato

En este vídeo te explicamos cómo debes cortar las uñas de tu gato para hacerlo de forma segura.



Cepillado y bolas de pelo

Uno de los factores más importantes para el cuidado de nuestro gato es el cepillado del pelo. En gatos de pelo largo y medio deberemos cepillarlos a diario, en el caso de los gatos de pelo corto bastará en hacerlo 2 o 3 veces a la semana. El cepillado sirve para evitar los nudos en el pelo y evitar los problemas de piel, consiguiendo un pelaje y una piel más sanos. Cepillar a nuestro gato también sirve para algo muy importante: eliminar el exceso de pelo muerto. Si no eliminásemos de forma regular el pelo muerto, ese pelo acabaría en el estómago de nuestro gato en forma de bolas de pelo. Las bolas de pelo en el estómago pueden ser muy peligrosas si no pueden expulsarlas.

Podemos también prevenir las bolas de pelo ofreciéndole malta, además de con el cepillado. La malta es un producto de origen natural que contribuye a eliminar el pelo que haya ingerido a través de las heces. Hay gatos a quién les encanta la malta y con los que no tendrás problemas para dársela. En cambio, hay gatos que son más reacios a comerla y deberás ir probando diferentes marcas hasta encontrar una que le guste. Un consejo o tip en estos casos es ponerle un poco de malta en una pata o en la comisura de la boca, pues intentará quitársela a lametazos y de esta forma la ingerirá.

Limpiar los oídos

Debemos limpiar, al menos una vez a la semana, los oídos de nuestro gato. Para hacerlo, recomendamos envolvernos el dedo con una gasa estéril ligeramente mojada con suero fisiológico y pasarlo suavemente por la oreja del gato. De esta forma, evitaremos que se acumule demasiada suciedad en su oído y que desarrolle afecciones de oído como la otitis.

Gasa

Vídeo sobre cómo limpiar los oídos de un gato

En este vídeo te explicamos cómo debes limpiar las orejas de tu gato para hacerlo de forma segura.



Limpiar los ojos

La limpieza de los ojos es una tarea que no debemos omitir pues, aunque los gatos son muy aseados, no pueden llegar con su lengua a sus ojos para limpiarlos. Es una tarea que puede no resultar sencilla debido a que no suele gustarles pero, aun así, deberemos hacerla unas 2 veces a la semana. No obstante, algunas razas de gatos, como los gatos braquicéfalos (suelen acumular muchas lágrimas debido a su cabeza ancha y nariz chata), requieren una limpieza de los ojos diaria para evitar la acumulación de legañas que podrían causarle infecciones.

Para limpiar los ojos de nuestro gato es recomendable acudir al veterinario para que nos aconseje y nos haga una pequeña demostración de cómo hacerlo.


Limpieza dental

Es importante también cuidar su higiene dental para evitar diversas enfermedades. Podemos ofrecerle a nuestro gato premios y juguetes especiales para la higiene de su boca.

También podemos limpiarle los dientes cada 3 meses con un cepillo de dientes para gatos y pasta de dientes especial para gatos (las pastas dentales para humanos son totalmente dañinas y podríamos intoxicarle). Es mejor si le acostumbramos a esta rutina desde pequeño.

Cepillo de dientes para gatos

Baño

Contrariamente al mito, los gatos sí se pueden bañar, de hecho es recomendable hacerlo, aunque es bien conocido que, por lo general, no son muy fanáticos de los baños. A pesar de que los gatos son muy limpios y se asean a diario, es aconsejable que lo bañemos de vez en cuando (máximo 2 veces al mes) para ayudarle con su limpieza. También deberemos bañarle cuando, por algún accidente o gamberrada que haya hecho, nos lo encontremos cubierto de suciedad que él solo no podrá limpiar.

Los gatos, igual que pasa con los perros, no se deben bañar nunca antes de los 3 meses de edad. Si lo hiciésemos, podríamos arriesgar su salud debido a que sus defensas no están plenamente desarrolladas.


Podemos llevar a nuestro gato a una peluquería para gatos para que lo bañen si lo preferimos pero también podemos bañarle en casa utilizando productos especiales para gatos.

Antes de proceder a bañar a nuestro gato, debemos recortar sus uñas (para minimizar accidentes en caso de que se asuste), cepillar su pelo (es más fácil hacerlo con el pelo seco y así evitaremos los tirones durante el baño) y tenerlo todo preparado (nunca debemos dejar a nuestro gato solo en la bañera).

 

Para bañarle, debemos tener preparado una bañera o recipiente con agua tibia no demasiado profunda. En el fondo, es recomendable poner una alfombrilla antideslizante y encima de ésta una toalla (de esta forma si el gato se asusta podrá clavar en ella sus uñas para relajarse).

Siempre puede ayudar a que nuestro gato asocie el baño con un juego el tener un juguete en el agua.

Pasos para bañar a un gato



  1. Entrar en la bañera: lo mejor es ir probando formas y juegos para que nuestro gato entre por sí solo en el agua. Si no lo conseguimos, podemos cogerlo y, sin presión, ayudarle a entrar.
  2. Mojarlo poco a poco: cuando esté en la bañera comenzaremos a mojarlo con el agua muy poco a poco. Si se asusta, esperaremos a que se relaje. Nunca debemos mojarle por encima del cuello y jamás debemos meter su cabeza dentro del agua. La primera vez podemos simplemente meterlo en la bañera un rato pero sin llegar a bañarlo, para que se acostumbre.
  3. Lavar el cuerpo: cuando ya tenga el cuerpo bien mojado, con un poco de champú para gatos lo lavaremos dándole suaves masajes siguiendo la dirección del crecimiento del pelo. Cuando esté bien enjabonado, lo enjuagaremos con tranquilidad con agua tibia. Debemos tener cuidado que no le entre champú en los ojos, orejas, nariz ni boca.
  4. Lavar la cara: para lavar su cara debemos hacerlo con un paño húmedo y suave.
  5. Secado: secaremos a nuestro gatito con una toalla con suaves movimientos. Si nuestro gato es de pelo corto, después de la toalla ya podrá acabar de secarse solo, en una zona sin corrientes de aire. Si es de pelo medio o largo y no le asusta el secador, lo acabaremos de secar con el secador con aire suave y tibio con la ayuda de un cepillo. Si no le gusta el secador deberemos seguir secándolo con una toalla tanto como sea posible.
  6. Recompensa: hay que ofrecerle siempre un premio a nuestro gatito después del baño, sea con golosinas o mimos, como refuerzo positivo para que relacione el baño con algo bueno.

Además del baño, también es muy aconsejable utilizar una esponja húmeda 3 veces a la semana para limpiar ciertas zonas de su cuerpo que necesitan una higiene especial. Utiliza una esponja para la cara y otra esponja distinta para la zona genital y anal.

Baño gatos


Salud de los gatos

Cuando adoptamos un gato debemos seguir un proceso muy importante para garantizarle una buena salud. Lo primero que debemos hacer es llevarlo al veterinario para que lo examine y nos aconseje sobre vacunación, desparasitación y esterilización. Será nuestro veterinario quién nos indique el calendario de desparasitaciones y vacunas.

Test de leucemia y de inmunodeficiencia felina

Una de las primeras cosas que deberá hacer nuestro veterinario cuando adoptemos un gato comprobar que no es portador de ninguna de las dos enfermedades. Es importante haberle realizado estos tests antes de vacunarlo porque nunca debemos vacunar contra la leucemia a un gato que sea portador.


Desparasitación

A pesar de que los gatos son animales muy limpios, debemos protegerlos frente a posibles parásitos, especialmente si nuestro gato sale al exterior o vive con otros animales. Estos parásitos pueden ser tanto internos como externos y pueden causarle enfermedades graves. Es por ese motivo, que debemos desparasitar a nuestro gato de forma regular.

Desparasitación externa

Los principales parásitos que pueden afectar a nuestro gato son las pulgas y las garrapatas, especialmente si sale al exterior. Tanto si sale como si no sale de casa, es importante protegerlo. La presencia de parásitos externos se puede observar si el gato se rasca más de lo habitual. En caso de que tenga parásitos externos deberemos limpiar las mantas, cojines y camas que utilice.

Existen distintas formas en el mercado de proteger a nuestro gato de los parásitos externos, como pipetas, pastillas o champús. Elegiremos el que mejor se adapte a nuestras preferencias y a las de nuestro gato. También podemos consultar con nuestro veterinario.

Deberemos proteger a nuestro gatito desde pequeño de los parásitos externos. Podemos utilizar un spray cuando apenas tenga unos meses de vida y pasar a las pipetas en la edad adulta.

Si nuestro gato no suele salir al exterior ni relacionarse con otros gatos podemos aplicarle una pipeta una vez cada 3 meses. Si, de lo contrario, sale mucho al exterior, podemos aplicársela cada mes y medio.

Pipeta antipulgas gatos

Desparasitación interna

Los principales parásitos internos que puede sufrir nuestro gato son los gusanos planos (tenia) y los gusanos redondos. Estos parásitos pueden afectar al sistema digestivo de nuestro gato y puede ser grave.

Para saber si nuestro gato tiene parásitos internos nuestro veterinario deberá realizarle un análisis de heces.

Existen distintos métodos en el mercado para eliminar estos parásitos (no para prevenir), como pastillas, inyecciones, por vía oral o con pipetas.

La primera desparasitación interna se debe realizar a los 6 meses de edad y será nuestro veterinario quién nos indicará su calendario de vacunas y desparasitaciones. Es importante desparasitar siempre al animal antes de cada vacuna.

Durante los primeros 6 meses de vida deberemos desparasitar a nuestro gatito de forma interna cada mes. A partir de los 6 meses deberá ser cada 3 meses.


Vacunación en gatos

Las vacunas en los gatos son muy importantes para prevenir enfermedades tanto víricas como bacterianas, algunas pueden ser mortales.

Vacunas para gatos cachorros

A partir de los 2 meses de edad, con el destete, la inmunidad que le traspasaba la madre con su leche empieza a desaparecer y debemos protegerlo con sus primeras vacunas. Es importante desparasitar a nuestro felino antes de vacunarle (alrededor del mes y medio de edad), así como realizarle un test de leucemia e inmunodeficiencia. La primera vacunación que debe recibir nuestro gatito será después del destete, sobre los 2 meses de edad.

  • A los 2 meses: Primera dosis de la vacuna trivalente que protege de la panleucopenia, el calcivirus y la rinotraqueitis.
  • A los 2 meses y medio: Primera dosis de la vacuna de la leucemia felina.
  • A los 3 meses: Segunda dosis de la vacuna trivalente.
  • A los 3 meses y medio: Segunda dosis de la vacuna de la leucemia felina.
  • A los 4 meses: Vacuna contra la rabia.



Vacunas para gatos adultos

Debemos vacunar a nuestro gato adulto cada año para garantizar la protección contra las diferentes enfermedades. En gatos adultos las vacunas se suministran en una sola dosis de cada una y sus efectos duran un año.

  • Vacuna trivalente
  • Vacuna de la leucemia felina (en gatos que salen al exterior y/o se relacionan con otros gatos).
  • Vacuna contra la rabia (según la ley).

Esterilización y castración

Es posible que muchas personas aún no tengan claro el por qué es importante esterilizar a nuestras mascotas, pero hay muchos motivos que permiten entender por qué esterilizar a nuestro gato es la mejor opción tanto para él como para nosotros.


Ventajas de esterilizar a un gato

Esterilizar a nuestro gato conlleva considerables beneficios que no podemos pasar por alto:

  • Menor riesgo de cáncer de mama: si esterilizamos a nuestra gata antes del primer celo, eliminamos el riesgo en un 99%.
  • Menor riesgo de infección uterina (piómetra): con la esterilización se elimina el tracto reproductivo, por lo que ya no existe el riesgo de contraer esta grave infección.
  • Menor riesgo de padecer problemas de próstata, incluyendo cáncer de próstata.
  • Se evita el embarazo psicológico: un problema largo de solucionar que sufren las gatas sin esterilizar, que les afecta tanto física como psicológicamente.
  • Se evita el celo en las gatas: durante el celo, las gatas tienen el fuerte instinto de reproducirse, por lo que tienden a escaparse de casa para buscar a un macho, con el consiguiente riesgo de perderse y sufrir accidentes. Además, durante el celo, sufrimos tanto nuestra gata como nosotros, pues gritan y gimen de forma constante, especialmente durante la noche.
  • Se evita que los machos sufran el celo de las gatas: los gatos pueden escuchar los gemidos del celo de una gata a grandes distancias, por lo que es posible que intenten escaparse de casa para encontrarla. Además, es habitual que marquen su territorio orinando y defecando.
  • Se evitan los embarazos no deseados: con cada camada embarazo una gata tiene de promedio entre 5 y 6 gatitos, y puede quedar preñada hasta dos veces cada año. ¿Te imaginas con 6 o 7 gatos en casa?
  • Se evitan los problemas derivados del embarazo: con el parto la gata puede fallecer si existen dificultades o no podemos permitirnos solucionar cualquier problema que pueda surgir. Además, existe el riesgo de abandono de los gatitos.
  • Se evitan los problemas de comportamiento: durante toda su vida el gato mostrará repetidamente su instinto reproductor, algo que puede generarle estrés y acabar por traducirse en problemas de comportamiento (pueden incluso volverse agresivos).
  • Aumenta su esperanza de vida: la esterilización supone una mejora en su calidad de vida, por lo que también aumenta su longevidad.
  • Algunas organizaciones como FAADA o la fundación Altarriba ofrecen castraciones a precios reducidos.
  • Reduce el comportamiento agresivo.

Existen diferencias notables entre castrar y esterilizar. Deberemos elegir una opción u otra en función de la finalidad con la que se quiera hacer, pero nuestro veterinario será quién mejor nos aconseje y nos recomiendo qué opción es la mejor para nuestro gato.

Esterilización en gatos

Problemas de salud

Si nuestro gato se encuentra mal o está enfermo, lo ocultará hasta que quizá sea demasiado tarde por lo que, es importante estar atentos a cualquier síntoma que pueda tener.

Para asegurar que nuestro gato está en buen estado de salud debemos llevar un control periódico de su estado de salud. Es importante examinar a nuestro gato una vez al mes para detectar cualquier síntoma de que tiene algún problema.

Gatito marrón

Síntomas

  • Problemas para orinar.
  • Sangre en la orina.
  • Diarrea y vómitos: es normal que de vez en cuando un gato vomite o tenga un poco de diarrea, pero si el problema es persistente deberemos llevarlo al veterinario, especialmente si el vómito o las heces tienen sangre o mucosidad.
  • Pérdida de peso y de apetito.
  • Dificultades para respirar: Si respira con dificultad, muy rápido, de forma superficial, con la boca abierta o agitando los músculos del estómago es síntoma de que tiene algún problema.
  • Colapsos, desmayos, espasmos o pérdida de equilibrio: cualquiera de estos síntomas puede tener como causa un problema neurológico o cardiovascular.
  • Sueño excesivo y apatía: si nuestro gato duerme más de lo habitual y no tiene ganas de jugar ni curiosear deberíamos acudir a un veterinario para que lo examine.
  • Que tenga mucha sed o apetito
  • Que orine más a menudo
  • Que deje de acicalarse: un pelo descuidado es síntoma de un problema de salud.
  • Orejas caídas.
  • Cola caída.
  • Que maúlle mucho.
  • Que tose o estornude mucho.
  • Que de repente se vuelva agresivo.
  • Que tenga problemas para moverse.
  • Que se rasque de forma excesiva.
  • Que se lama ciertas zonas del cuerpo de forma compulsiva.
  • Pérdida de pelo o con zonas calvas.
  • Manchas o cera negra en las orejas.
  • Ojos hinchados.
  • Ojos constantemente llorosos.
  • Legañas blancas, amarillas o verdes.
  • Que le moleste la luz.
  • Que menee la cabeza como si algo le molestara.
  • Mal aliento.
  • Cambio de color de las encías.

Si observamos alguno de estos síntomas en nuestro gato es recomendable acudir a un veterinario para que lo examine y pueda detectar a tiempo una posible enfermedad.

Enfermedades de los gatos

Los gatos pueden padecer diversas enfermedades, la mayoría causadas por un virus. Algunas pueden ser mortales pero, con medidas de prevención se pueden llegar a evitar algunas.


Leucemia felina

Es una enfermedad de origen vírico. Se trata de un tipo de cáncer que se transmite por contacto con fluidos corporales. Un ejemplo típico de contagio es en peleas con otros gatos, en las cuales suele haber heridas sangrantes. Es una de las enfermedades más graves que pueden sufrir los gatos por su facilidad de transmisión y por ser generalmente mortal. La forma de prevenir esta enfermedad es mediante la vacunación y evitando que nuestro gato esté en contacto con gatos enfermos.

Inmunodeficiencia felina

Es una enfermedad también de origen vírico, el lentivirus, conocida como el sida felino. Se transmite durante las peleas o la reproducción. Afecta sobre todo a gatos adultos que no están esterilizados. Sus síntomas son una depresión absoluta de su sistema inmunitario y la aprición de diversas enfermedades secundarias, las cuales suelen causar finalmente la muerte.

Panleucopenia felina

Se trata de una enfermedad provocada por un parvovirus, conocida también como moquillo felino, enteritis o gastroenteritis infecciosa. Se contagia a través de los fluidos corporales y sus síntomas son fiebre, hipotermia, vómitos, diarrea, debilidad, depresión, deshidratación, anorexia y leucocitos bajos. Se trata de una enfermedad mortal y se debe tratar con urgencia. Se puede prevenir con la vacunación y evitando el contacto con gatos enfermos.


Rinotraqueítis felina

Se trata de una enfermedad causada por un herpesvirus y provoca infecciones en el sistema respiratorio. Sus síntomas son fiebre, estornudos, mucosidad, conjuntivitis y lagrimeo. Se contagia a través de los fluidos corporales, aunque se puede prevenir con la vacunación.

Calcivirus felino

Esta enfermedad es causada por un picornavirus y sus síntomas son estornudos, fiebre, salivación excesiva e incluso úlceras en la boca.

Rabia

La rabia es una enfermedad vírica que se transmite entre mamíferos, incluso a los humanos, a través de la saliva inoculada con la mordedura de un animal infectado.

Problemas de salud comunes

Aparte de las enfermedades más graves que puede sufrir un gato, también existen diversos problemas de salud que son comunes en felinos.


Alergias

Los gatos también pueden padecer alergias a distintos elementos.

Conjuntivitis

Los gatos son propensos a padecer conjuntivitis debido a que tienen unos ojos muy delicados.

Enfermedad periodontal

Es una enfermedad de la bocacomún en gatos ancianos que si no se trata a tiempo puede ser fatal.

Otitis

La otitis es uno de los problemas de salud más frecuentes de fácil solución que pueden padecer los gatos.

Obesidad o sobrepeso

Es un problema muy frecuente en gatos domésticos, especialmente los esterilizados, pues tienden a aumentar de peso.

Resfriado

Los gatos pueden resfriarse como los humanos.

Envenenamiento

Es un problema frecuente en los gatos y es muy grave, por lo que se debe actuar con urgencia.
 
 
Gatito negro



Vídeo sobre gatos

En este vídeo te hablamos sobre la esterilización y la castración de los gatos, y te explicamos los motivos por los que debemos hacerlo.




También te puede interesar:

Fotos de gatos

A continuación, te mostramos una excelente galería de fotos de gatos de lo más adorables y tiernos.

Fuentes:



GATOS
5 (100%) 10 votes

Scroll Up